RECETA PARA EL DESASTRE: LA EDUCACIÓN Y EL PENSAMIENTO ÚNICO

   Octavio De Lamo: qué batalla ha dado por el derecho a una educación de calidad, plural y libre…

 

   En Venezuela el Gobierno sostiene una dura y larga batalla desde hace tiempo contra la educación privada, escuelas, liceos y universidades donde el estudiantado paga sus mensualidades, así como contra la educación religiosa. Contra el hampa no, no van a perder su tiempo en esas tonterías, cien o ciento y pico de muertos alivian más bien la sobrepoblación. Los argumentos utilizados para la batalla han sido tan fútiles como manidos, sosteniendo las viejas tesis marxistas (de hace más de cien años) sobre la religión y el mercado. La verdad es simple, aunque se intenta enmascarar tras un largísimo etcétera etcétera: el Gobierno quiere perpetuarse en el poder, Chávez quiere mandar como el viejo sátrapa cubano hasta que el cuerpo aguante, y ve como un recursos utilizar escuelas y liceos para adiestrar a los jóvenes y futuros ciudadanos, como quien acostumbra y entrena a perros, bajo la máxima de que la patria comienza con ellos, que todo lo deben al Estado, el Estado lo es todo y el Estado es Chávez.

 

   No hay nada de raro, toda nación seudo democrática cae en esos desvaríos cada cierto tiempo, y siempre se ha intentado. Las purgas educativas en China, la ex Unión Soviética y Cuba lo demuestran. Igual su fracaso, nada más caído el muro de Berlín los alemanes orientales olvidaron todas esas idioteces, y los cubanos depuse de cuarenta años de vivir bajo una feroz tiranía que encarcela, persigue y fusila al que no se somete, aún tiene el arrojo y las ganas de escapar que los hace saltar sobre una tabla y cubrir el peligroso pedazo de océano que lo separa de un país que ve como maravilloso comparándolo con ese infierno en la Tierra que deja atrás. Con su demonio y todo.

 

   Los tiranos, déspotas y dictadores siempre persiguen el mismo sueño, tener una nación de gente que repita las consignas del líder, sumisa, obediente, delirante de odio sólo contra aquellos que vienen a reclamar bolserías como democracia, participación o libertad. Sin embargo, auxiliados en su tarea por tantos vagabundos y gente insensata que tienen cabezas únicamente para peinarse la cabellera (bueno, no son tan torpes, jamás he visto a un izquierdista europeo que lo venda todo y se vaya a vivir a Cuba para someterse a las condiciones de vida de un cubano cualquiera, así que idiotas idiotas no son, sólo lo fingen), las consignas que gritan los gorilas vociferantes no son ciertas. Se ataca a la educación privada porque eso “es mercado, son mercaderes de la educación que la ven como un negocio”. Eso alegan, con voces dolidas y espantadas. Pues… claro, si yo monto un colegio privado consiguiendo un local que pago o alquilo de mi bolsillo, si tengo que acondicionar laboratorios, llevar pupitres, acondicionar canchas deportivas y sufragar nominas y seguridad para el personal bajo ese techo, ¿no voy a ganar nada? ¿Acaso la educación pública no es para pagarle un suelo a un gentío que se cobija bajo el nombre de empleados públicos de la educación, con la diferencia que el dinero que se bota no es del ministro sino del erario nacional?

 

   Lo curioso es que el Gobierno intenta igualar toda la educación venezolana al nivel de los colegios públicos en un país donde hasta la doñita que vive en el cerro paga como puede un colegio privado para los hijos porque la educación pública no sirve. Ni por un segundo, Dios los libre, intentan igualar la pública a la privada en calidad. Si los colegios del Estado funcionaran como debiera, la gente no gastaría tanto dinero en escuelas privadas sino en viajes, comprar cosas o ahorrar. Pero eso, al Gobierno, no se le ocurre. Si los colegios fueran buenos y se prestara una educación de calidad, los ‘mercaderes de la educación’ perderían espacio; esa relación no pueden hacerla. Pero eso no ocurre en la realidad, al contrario, no puede abrir un colegio privado sin que sea prácticamente asaltado por personas buscándole cupo a los hijos. El Estado (Chávez) arguye que los egresados de los planteles públicos no acceden a las universidades mientras los cupos se los dan a los ‘hijitos de papá’ que vienen de los privados; pero si esos muchachos no están preparados para encarar exámenes y pruebas como los egresados de la privada, ¿de quién es la culpa, de quién es la responsabilidad de ese monumental fracaso? ¿De los colegios privados? ¿O será del mamotreto llamado Ministerio de Educación y su ministro?

 

   Ah, pero como admitir eso da trabajo, y como queda mal la educación pública, se va contra los privados: que nadie destaque, que nadie aprenda, que todos sean igualmente impreparados, de mediocres, es lo ‘revolucionario’. Entonces, ¿por qué los jerarcas del régimen tienen a sus hijos en colegios privados y algunos hasta fuera del país? ¿Por qué ninguno de esos habladores de pistoladas manda a sus muchachos a un colegio regido por cubanos? Ah, ¿todos deben ser iguales en lo mediocre, en lo bajo, en lo malo… menos los hijos de los jerarcas porque ellos algún día deberán tomar el control de un país de gente ignorante? Perpetuación de una clase, una clase superior sobre una secundaria. Qué revolucionario, qué igualitario. Qué de izquierda. Olvidan que el fracaso de la Unión Soviética no se debió únicamente a la corruptela del régimen, sino al atraso tecnológico, ¿qué país sale de abajo cuando nadie innova, nadie inventa, descubre o propone algo nuevo? ¿Qué será de Latinoamérica si no enfrentamos de una vez esta realidad, seguir rodando hacia el Cuarto Mundo?

 

   Desde hace casi diez años el Gobierno ha intentado poner a la gente contra los colegios privados, pero les ha resultado muy cuesta arriba, las intenciones se les notan muy claramente. Desde hace tres años se han decretado en este país aumentos de sueldos pero se ha impedido que los colegios privados aumenten sus matriculas. La intención es asfixiarlos, que cierren sin que el Gobierno los ‘cierre’ oficialmente, así gobiernos títeres o decididamente cómplices como el brasileño, pueden defender las posturas de Chávez sin quedar muy mal. Es tan evidente el hecho, que en los casos cuando los padres y representantes acceden a pagar un poco más para sostener la infraestructura y al profesorado, el Gobierno se molesta, multa y amenaza con penas hasta de cárceles. Claros, a esos dueños de colegios que son ciudadanos temerosos de la ley y respetuosos de las instituciones, al malandraje que viola, secuestra y mata no los tocan, porque estos les disparan y los enfrentan. Y aquí caemos en una verdad que explica la ruina de estos países en la región, donde a pesar de las décadas transcurridas todavía se espera a Sasa Mutema para que salve la patria en lugar de ponerse a pensar por sí mismo, a trabajar y planificar a largo plazo: el Gobierno no sabe gerencial ni una bodeguita de barrio para que de beneficios o ganancias. No saben porque… no sirven para nada.

 

   A finales del año escolar pasado, colegios y representantes llegaron a un acuerdo sobre el aumento de matricula, y el Gobierno saltó diciendo que eso era una barbaridad (se hablaba de un treinta a cuarenta por ciento, que en un país devaluado y deprimido económicamente como lo es Venezuela actualmente por el modelo socialista, realmente es bastante), y obligaron a rebajarlo a un quince por ciento. El Gobierno no entendió que la gente no aplaudiera y saliera a las calles a felicitarlos y lanzarle besos al presidente Chávez, sino que se organizaran para enfrentar dicho decreto (imagínense: gente peleando para que les cobraran un poco más). En verdad no lo entendieron porque no saben nada, porque son gente sin ningún tipo de preparación, sin sentido común, que están ahí porque adulan y fingen creer en los delirios de un hombre enfermo de vanidad y egolatría, un izquierdista, pues. En sus cabecitas no cabe que un verdadero gerente se adelanta a planificar, que si debe comenzar a trabajar en un negocio dentro de tres meses, calcula con anticipación cuánto costará todo en ese momento, irá recopilando lo que pueda sin que se dañe, planifica cuánto gastará en reparaciones, en nuevos aparatos y muebles, y buscará cubrir las necesidades monetarias del personal. Con anticipación, previendo todo lo que puede suceder a futuro. Estos mentecatos, no entienden de eso. Sé que suena feo y despectivo, pero es que con esta gente ya no se puede, es imposible hacerles entender lo más básico; por momentos presentan un razonamiento sub normal.

 

   No pueden visualizarlo porque ellos están ahí para vivir el momento, para ir inventando sobre la marcha para ver sí “algo les resulta”, improvisando según vayan llegando las crisis. Planear una ruta segura, firme, con todos los problemas previstos, no está en su naturaleza de gente sin capacidad. Se engañan sobre las causas, o pretenden, porque a nadie con dos dedos de frente confunden, pero pierden el tiempo y los recursos en acciones idiotas. Actualmente Venezuela está metida en una lista alarmante e infame la  de alta tasa de niños con desnutrición, y cuando los sociólogos recuerdan que eso se veía venir porque no se creaban fuentes de empleo que aseguraran el abastecimiento de comida, medicinas, seguro medico y ahorro, sino al contrario, se cerraban porque los ‘ricos’ son unos aberrados; y se desabastecían abastos, bodegas y mercados porque se perseguía a los productores de alimento por ‘oligarcas’. Pero no, el Gobierno chilla que eso no es así, que es porque hay acaparamiento, entonces ¿por qué no sacan todos esos alimentos de una vez y terminan con el problema? En sus mentes elementales de rapiñeros de izquierda no pueden o no quieren relacionar que la desnutrición es un problema que se acumulando durante años de políticas erradas y no por seis o nueve meses de comidas ocultas. Por eso nos va cómo nos va.

 

Julio César.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: