CON LA CABECITA OCUPADA

HOMBRE GOZANDO

   -Ahhh… -gime mientras piensa: “verga, se me olvidó que era lo que dijo mi mujer que comprara para la cena con los suegros”.

   A veces no se puede tener la cabeza en todo.

Julio César.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: